lunes, 31 de marzo de 2008

CACHAO Y LA SERIE MUNDIAL DEL ‘41’/ Gustavo Méndez

“En el año 26 empezó a tocar el bajo …
ellos inventaron el mambo …
Cachao y su contrabajo …
¡Tu vees! ¡Si, si, si … varón! …
No me digas mi negra que es lo que está pasaando …
sepárate un poquitico
y no me estés provocaando
!”

Ese 22 de octubre visité ese bar habanero que ya no recuerdo si se llamaba EDÉN CONCERT o EDÉN CABARET, pero que en todo caso equivalía al paraíso, porque celebrábamos EL TRIUNFO. Festejaban los artífices, entre otros que evoco, CASANOVA, DALMIRO FINOL, BENÍTEZ REDONDO, ROMERO PETIT, ABELARDO RAIDI que no era pelotero, sino delegado. Veníamos del STADIUM «LA TROPICAL», donde horas antes estuvimos. Los nombrados, en el terreno de juego, yo, en la tercera fila de asientos sobre la tercera base empujando con gritos y deseos a la novena nacional de baseball —‘vinotinto’, antes de inventar el término—. El equipo había ‘madrugado’ en el primer inning al mejor pitcher cubano, Conrado Marrero y, desde allí, nunca mas perdió ni la iniciativa ni la ventaja, hasta que el inolvidable “CHINO” CANÓNICO obtuvo el último out para Venezuela, y con él el campeonato mundial de la Serie Mundial de Baseball Amateur, correspondiente a 1941. Mientras, acá, en el país hambriento y necesitado de triunfos, todo el que disponía de un radio suspendía sus labores y ‘metía el oído’.

Muchos años después, los necesarios para que terminara la II Guerra Mundial, se acabaran las dictaduras de Batista y Pérez Jiménez y languideciera la vida del viejo barbado que sustituyó al primer dictador en el avasallamiento de los cubanos, me encontraba en el mismo asiento, en la misma fila, en el mismo estadio que ahora se llama, sin que nadie sepa porqué —apartando la manía dictatorial de inventar el mundo cambiando los nombres— «Pedro Marrero», aún más emocionado que aquella primera oportunidad, si se puede.

La mezcla de ensueño, imaginación y memoria me permitió estar en el gran concierto que los músicos cubanos del largo exilio montaron para celebrar el reencuentro con su patria y, también, en honor y tributo a un músico mayor: ISRAEL LÓPEZ CACHAO, dado por muerto por esos días.

A la cabeza de la centena de grandes músicos allí estaba CACHAO, con otros mayores: BEBO VALDÉS, “CHOCOLATE” ARMENTEROS. Como el imaginario y los sueños siempre son licenciosos, vi más músicos (del presente y del pasado) de los que en ella y en la realidad cabían. Muchos del exilio: CELIA CRUZ, PAQUITO D’RIVERA, ARTURO SANDOVAL … y también —aunque usted no lo crea— algunos de los que se quedaron en Cuba: BENY MORÉ, p.ej., curados por la vida y por el tiempo del engaño ‘revolucionario’. ¿Y saben quien era uno de los que bailaba? ¡Ese venezolano nacido en CUBA llamado KIKO MENDIVE!

Se dice que CUBA es un país de símbolos y que en el mundo simbólico no cabe el azar. Disiento en este caso, por lo que pasó en el imaginado concierto. Se sabe que CACHAO nació en la misma casa donde lo hizo JOSÉ MARTÍ. Otro MARTÍ, VIRGILIO compuso el portentoso guaguancó “CUBA LIBRE” para aquel maravilloso grupo que sólo se reunió para grabar 2 discos, con el esforzado nombre de GRUPO FOLKLÓRICO Y EXPERIMENTAL NUEVAYORQUINO, por allá en el medio de los 70’s. Como me dijo uno de ellos alguna vez: ―”Improvisábamos, pues no había arreglos lo que había eran acuerdos”.

Todos ellos venían desde siempre preparando el reencuentro con su maltratada CUBA, para acometer el tema. Esta vez lo hicieron con la conducción de CACHAO. Luego del tema de VIRGILIO MARTÍ, el contrabajista se empeñó en tocar, de memoria, improvisado, a manera de ‘descarga’, la pieza que compuso para el hijo menor de ANDY GARCÍA, varón luego de 3 intentos anteriores que resultaron hembras. Lo llamó «AHORA SI … ¡VARÓN!». El niño también es ‘martiano’: !nació el mismo día que el poeta! … ¡así como nació CACHAO en la misma casa! ¿Hay casualidades o no hay casualidades? La pieza se las trae. Disfrútenla en http://es.youtube.com/watch?v=-Jzl6FHzPyk&feature=related o aún, más fácil, en este mismo blog, publicado el 11 de septiembre por la cortesía de RALPH ERMINY, bajo el nombre de “FILOSONERO”.

El virtuosismo de CACHAO, ahora sólo empezado a disfrutar por los cubanos de Cuba, quizás resulte mejor explicado en las palabras de otro gran músico. CARLOS MOREÁN me dijo en una oportunidad lo que es un gran homenaje. Sostenía que el contrabajo requería utilizar una extensión de la mano, tal como para los violines o los cellos (o así lo entendí). CACHAO lo pellizcaba con los dedos y lo halagaba con el arco, para ponerlo a cantar (o a llorar, según fuese la necesidad). Si no me creen, óiganlo y véanlo, mientras BEBO VALDÉS pone a sollozar el piano, ejecutando «LÁGRIMAS NEGRAS»: http://es.youtube.com/watch?v=RIPmoaN2P3A&NR=1

3 comentarios:

La Gata Insomne dijo...

Cachao!!!!
tengo días vestida de negro

pura pérdida, menos mal que quedan los discos
Ralph vive aquí en laisla, ni idea de su afición por estos músicos

a la salud de Cachao!!!

Toner dijo...

Hello. This post is likeable, and your blog is very interesting, congratulations :-). I will add in my blogroll =). If possible gives a last there on my blog, it is about the Toner, I hope you enjoy. The address is http://toner-brasil.blogspot.com. A hug.

Anónimo dijo...

Your blog keeps getting better and better! Your older articles are not as good as newer ones you have a lot more creativity and originality now keep it up!


Click aquí